Cloud Computing: El futuro de las empresas está en la nube

El Cloud Computing ha cambiado el paradigma del servicio y la relación entre las empresas y sus proveedores tecnológicos. Su popularidad se debe, entre otras cosas, a que es una alternativa de soluciones on-premise tradicionales donde la instalación del software corría en los servidores propios de la compañía.

En este post vamos a compartir contigo las razones por las que debes plantearte tener un servicio de cómputo en la nube en tu compañía. Prepárate, que comenzamos. 

 

Razones por las que tener un servicio de cómputo en la nube

Hablar de la nube conlleva, inevitablemente, hablar también del futuro de las empresas. El manejo de la información ha cambiado de la mano de la tecnología y sus plataformas. Y es indudable que la nube ha traído grandes ventajas en este sentido, pues sus servicios y aplicaciones permiten ahorrar grandes costes de almacenamiento y energía. Lo aseguran expertos en Inteligencia Artificial (IA) como Gustavo Parés.

A continuación, queremos mostrarte 6 razones por las que tener un servicio en la nube en tu empresa es una buena opción:

  1. Mayor seguridad. Los proveedores de servicios en la nube cuentan con certificados de calidad y son sometidos a auditorías internacionales de forma regular, por lo que garantizan a las empresas la máxima seguridad. Estas compañías invierten mucho dinero en (ciber)seguridad.
  2. Aumenta la velocidad. La evolución del mercado y los consumidores está obligando a las empresas a responder con mayor rapidez a las condiciones cambiantes, pero, desafortunadamente, los procesos de TI tradicionales no cuentan con la velocidad y la agilidad que se necesita en la actualidad. Para ser competitivos hay que reducir los tiempos de algunos procesos de negocio, y en eso, el cloud computing tiene mucho que hacer (mejorar los flujos de trabajo, desarrollar eficiencia, aumentar la rapidez, etc.).
  3. Mayor integración. Por lo general, la tecnología de computación en la nube puede integrarse fácilmente con otras aplicaciones y sistemas de la empresa. Los grandes proveedores han hecho una gran apuesta por desarrollar sistemas abiertos, con aplicaciones integrables con sistemas on-premise consiguiendo con ello llegar a una fácil evolución a la nube híbrida.
  4. Más flexibilidad. Las empresas pueden elegir los servicios en la nube que mejor se adapten a sus circunstancias y necesidades. Además, dependiendo del proyecto, la capacidad de almacenamiento o la memoria pueden ser escalables. Los sistemas y aplicaciones de pago por uso han permitido que las empresas puedan minimizar sus gastos pagando tan solo por lo que usan en cada momento.
  5. Mejora de la accesibilidad. Las compañías pueden acceder a la información en cualquier momento, lugar y dispositivo con conexión a internet. Esta capacidad de movilidad/espacio/tiempo se convierte en una ventaja competitiva que permite a los empleados trabajar a distancia, lo que favorece también la flexibilidad laboral.
  6. Optimización de los recursos. Gracias a la ‘independización’ que permite el almacenamiento en la nube, no es necesario contratar servidores informáticos o expertos para la instalación, mantenimiento, actualización, etc., lo que supone un mayor ahorro económico.

Estas 6 razones o ventajas de Cloud pueden resumirse en tres conceptos: agilidad, rendimiento y rentabilidad

¿Todavía no has subido al Cloud?

 

El futuro de las empresas va ligado a la nube

Estar en las nubes ya no es un mero significado metafórico. Los servicios de Cloud Computing son en la actualidad una de las herramientas de mayor utilidad para la gestión y optimización de sus tareas. De hecho, el uso de la nube ha dejado de ser un tema de debate para hablar de la velocidad con la que migramos hacia ella.

Según la Revista Fortune, “casi el 40% de la infraestructura de las organizaciones se ejecuta en la nube. Sin embargo, de acuerdo con Statista, se espera que esa participación aumente hasta casi el 70% dentro de cinco años”.

Las ventajas de la nube son innumerables para las empresas. Este espacio digital va mucho más allá de subir archivos para liberar espacio en las computadoras, y elimina la dependencia de costosos servidores propios. En definitiva, los servicios Cloud pueden suponer un gran beneficio para las empresas gracias a que garantizan rentabilidad y evitan gastos en equipos físicos, además de salvaguardar sus datos.

En la actualidad, las tecnologías de la computación en la nube están integrando internet, TI y las telecomunicaciones, lo que se traduce en más oportunidades para transformar su manera de hacer negocios y en mayor presión competitiva para implementar el cambio. Poco a poco, las empresas deben valorar los proveedores de quienes van a adquirir soluciones Cloud, así como sus características (tipo de venta, protección de la inversión, enfoques, asesoría, etc.).

¿Te atreves a dar el paso? En Conasa estamos preparados para resolver todas tus dudas.

ebook los 4 actores del cloud
ebook razones

Contenidos relacionados


Te pueden interesar...