Cómo conseguir mayor control y trazabilidad con un sistema ERP

¿Tienes dificultades para hacer seguimiento de los procesos de tu empresa? ¿Cómo facilitar la toma de decisiones empresariales? En este post, te contaremos cómo conseguir un mayor control y trazabilidad con el uso de un sistema ERP, así como sus características y funcionalidades, entre otras cosas. ¡Descúbrelo!

 

¿Qué es un sistema ERP?

ERP es el acrónimo de Enterprise Resource Planning, que se traduce como Planificación de Recursos Empresariales. Se trata de un software de gestión empresarial que integra todos los procesos de negocio de una organización, desde la adquisición de materiales y la gestión de la cadena de suministro, hasta la contabilidad y el control de la producción.

 

Todo lo que deberías saber de un sistema ERP

En las siguientes líneas, resumimos los puntos más importantes de los sistemas de gestión empresarial, desde las características y las funcionalidades, hasta los problemas que resuelve y los motivos por los que tú también podrías necesitarlo en tu negocio.

¡Vamos a descubrirlo!

 

Características del ERP

Presta atención a las características generales de los sistemas de gestión empresarial ERP:

  • Aplicaciones integradas. El ERP está compuesto por un conjunto de aplicaciones integradas que cubren todos los aspectos de la gestión de una empresa, desde la planificación de la producción y el control de la cadena de suministro hasta la contabilidad y el CRM.
  • Control centralizado. Los ERP permiten a las empresas llevar un control centralizado de todos sus procesos y datos, lo que facilita la toma de decisiones y mejora la eficiencia.
  • Flexibilidad. Están diseñados para ser flexibles y adaptables, de modo que puedan ser configurados para satisfacer las necesidades específicas de cada empresa.
  • Módulos independientes. Por lo general, se componen de módulos independientes que se pueden activar o desactivar según las necesidades de la empresa.
  • Soporte técnico. Están respaldados por una amplia red de proveedores y consultores que ofrecen soporte técnico y ayuda para la implementación y el mantenimiento de los sistemas.

Pero hay más…

 

Funcionalidades del ERP

Los ERP ofrecen una gran cantidad de funcionalidades, pero algunas de las más importantes son la gestión de inventario, la gestión de pedidos, la gestión de clientes y la contabilidad. Las resumimos a continuación:

  • Control centralizado de las operaciones de la empresa.
  • Integración de todos los datos de la información de la empresa en un solo sistema, permitiendo un acceso fácil y rápido a la misma.
  • Simplificación y automatización de los procesos de la empresa, mejorando la eficiencia y reduciendo los costes.
  • Visión global de la empresa y de todos sus procesos, lo que permite tomar decisiones de forma eficaz.
  • Facilita la comunicación y el intercambio de información entre todas las áreas de la empresa.
  • Control eficaz de la cadena de suministro, lo que a su vez optimiza los procesos de producción y distribución.
  • Gestión eficiente de los recursos humanos de la compañía y mayor seguimiento de las actividades de cada uno de los empleados.
  • Análisis de datos y toma de decisiones estratégicas a través de una herramienta potente.
  • Seguridad de la información de la empresa, protegiéndola de posibles daños o pérdidas.
  • Flexibilidad y adaptación a las necesidades de cada empresa, siendo una solución a medida.

 

Problemas que resuelve el ERP

En general, el ERP resuelve problemas en las empresas al proveer una solución integral y coordinada para la gestión de los negocios. Mejora la eficiencia y la transparencia de la información, simplifica los procesos de negocio y reduce los costos. No obstante, los hemos resumido en los siguientes puntos:

  • Coordinación y colaboración entre departamentos.
  • Simplificación del proceso de toma de decisiones.
  • Eficiencia y productividad de la compañía.
  • Gestión de la cadena de suministro.
  • Gestión de proyectos, relaciones con los clientes e información.
  • Gestión financiera y de proyectos.
  • Seguridad de la información. 

 

Motivos por los que implementar un ERP

Estos son algunos motivos por los que las empresas deciden implementar un sistema de gestión empresarial:

  • Fomenta la productividad y la eficiencia

Uno de los motivos por los que tener un ERP en la empresa es que permite que todos los procesos de la organización sean coordinados de manera eficiente y en tiempo real. Con un ERP, la empresa puede mejorar la coordinación y la colaboración en toda su organización. Todos los procesos de la empresa serán más eficientes y productivos, y se podrá reducir el costo general de operación. 

También mejorará la calidad de los datos que se manejan en la empresa, ya que se almacenarán en una misma base de datos y se podrán acceder fácilmente. Con un ERP, se puede mejorar la calidad de la información y se pueden tomar mejores decisiones en la empresa.

  • Simplifica los procesos de la empresa

La implementación de un sistema ERP simplificará los procesos de la empresa y hará que sean más eficientes. Todos los procesos de la empresa se integrarán en un solo sistema y se podrán administrar fácilmente.

  • Mejora la calidad de los datos

Otro motivo para disponer de un ERP en la empresa es que permite la integración de la información en el negocio. Se podrán almacenar todos los datos en una misma base de datos y acceder fácilmente. Con un ERP, se puede mejorar la calidad de la información y se pueden tomar mejores decisiones.

Sin embargo, no son los únicos motivos. Los sistemas ERP están pensados para cualquier tipo de empresa, eleva el rendimiento y reduce costos, incrementa la productividad, optimiza la gestión del inventario, resuelve problemas de plataformas múltiples de TI y refuerza el servicio al cliente. 

 

Conseguir control y trazabilidad en la empresa

Es sabido que los sistemas ERP buscan mejorar la eficiencia de una organización. Y para ello, utilizan un software integrado con el que administrar datos y flujos de trabajo de los negocios. Esto permite que las empresas puedan rastrear y analizar mejor sus operaciones, lo que a su vez facilita la toma de decisiones más informadas y mejora el control sobre sus procesos.

En definitiva, la trazabilidad es una característica esencial de un ERP, ya que permite a los usuarios rastrear sus datos y llevar un control exhaustivo de todos los procesos de la empresa. Gracias a esta funcionalidad, los usuarios pueden controlar el estado de cada uno de sus productos y conocer de forma precisa el lugar en el que se encuentran en cada momento. Así, se evitan errores y retrasos en el proceso productivo, lo que permite aumentar la eficiencia y la calidad del producto final.

¿Crees que tu empresa podría necesitar un sistema ERP? ¿Ya dispones de un sistema de gestión pero te gustaría migrar a una nueva versión? Obtén más información en Conasa y sal de dudas sin compromiso. 

ebook los 4 actores del cloud
ebook razones

Contenidos relacionados


Te pueden interesar...